28 septiembre 2010

Oh La La! Que sorpresa!

¡Estoy feliz! ¿Por qué? Somos mayoría los venezolanos que no queremos al presidente de nuestro país. Este domingo fueron las elecciones para la asamblea nacional y ellas mostraron que ¡el 51% de la población no quiere al presidente! Con todo y la manipulación que hizo el gobierno de La Ley de Orgánica de Procesos Electorales, para obtener mayoría de diputados en la asamblea (al darle más peso a los votos de los estados oficialistas), la cantidad de diputados que obtuvo la oposición es suficiente para evitar que el partido del presidente tenga la mayoría en la asamblea, lo cual evita que tomen decisiones y aprueben leyes a diestra y a siniestra.

¿Y cómo sabemos que somos mayoría aunque obtuvimos menos diputados? Sencillo: se sumaron todos los votos de la oposición por un lado y del oficialismo por otro, sin considerar su peso en la asamblea, y ¡Oh La La! 5.779.129 de personas no queremos al presidente frente a 5.259.998 que aún lo siguen apoyando. Esto es 51% de oposición vs. 46% de oficialismo (dejándo de lado un pequeño porcentaje de otros partidos). Lee el artículo aquí.

Estoy asombrada ahora que lo analizo profundamente. Antes existía un gran apoyo al presidente, pero ya no. Las próximas elecciones presidenciales serán en 2012. De aquí a ese tiempo, si el presidente sigue con su actual política (que no veo por qué la va a cambiar, si en diez años lo ha hecho igual, igual de mal, digo), el país irá tristemente empeorando y con ello el descontento nacional, lo cual se traducirá en un porcentaje aún mayor que no querrá al presidente. Por lo tanto, hay una gran esperanza de salir de esta pesadilla que ensombrece a Venezuela. Si para el 2012 existe un buen porcentaje de personas que adversen al presidente y yo no estoy viviendo allá, trataré por todos los medios de ir para decirle que NO al presidente con mi voto, decirle que NO lo quiero, y darle un SI a quien esté en el escenario en ese momento.

No pude votar aquí porque cuando llegué a Londres ya estaba cerrado el registro electoral. Para mí votar es un privilegio, es la propia voz dejándose sentir, fue lo que aprendí en el pequeño colegio donde estudié. Por el voto lucharon muchas personas en otras épocas y es la manera legítima de decir lo que pensamos. Espero en un futuro poder disfrutar de ese derecho, aunque para mí también es un deber.

Mientras trato de pasarla bien por estos lados. ¡Estoy fascinada con Londres!

Saint Paul

6 comentarios:

Koalita. dijo...

Amigaaa que bello es Londres!! Que bueno que te sientas bien por allá. Ciertamente, yo estoy un poco decepcionada con el proceso electoral, y que la gente (aunque sean menos) sigan tan ciega por un hombre que de verdad que es un patán!!!

Bueno amiga, Viva Venezuela igual y te deseo éxitos y saludos!!!

AleP (Alejandra Click) dijo...

Yo tampoco entiendo cómo la gente puede estar tan ciega con él, pero es una cuestión de ignorancia total, de manipulación y de resentimiento. Pero estoy super alegre porque la gente ha despertado! Yo pensaba que seguíamos siendo los menos quienes no querían al presidente. Pero ya las cifras cambiaron! Ahora somos más! Hay que alegrarse!! Porque al gobierno le pegó. Y no me imagino las cifras en dos años. Ya el gobierno no tiene dinero para comprar conciencias. Bueno, seguiremos siendo pacientes.
Y gracias Koalita por tus deseos! Igual para tí! Un saludo!!

Gigi dijo...

Ale contamos con tu voto para las próximas elecciones! Esas son impelables, y yo personalmente me he prometido que este donde este votare así tenga que pagar millones por el pasaje! La esperanza ha vuelto para quedarse :D

AleP (Alejandra Click) dijo...

Sí Gigi! La esperanza volvió! Hasta mi hermana que vive en Madrid salió a celebrar. Sueño con ir para allá, dar el voto y salir de la pesadilla. Y mejor aún, estar ahí para vivirlo! Sin embargo, hay que seguir teniendo resistencia, como hemos tenido estos años. Muchas cosas no se han hecho bien, pero igual se ha luchado con lo que se ha podido. Vamos a ver cómo transcurren las cosas ahora...
Un saludo!!

Vane G. dijo...

Ale: nosotros también recibimos con regocijo la noticia! Mi esposo y yo votamos en el consulado de Miami, y te digo, aun lejos, al momento de depositar el voto en la urna, nos dio ese escalofrío de emoción de sentirnos venezolano y sentir que estábamos cumpliendo con nuestro deber y ejerciendo el mejor de los derechos.
Tu vista de Londres es sencillamente increíble. Provoca salir corriendo y agarrar el primer avión para allá. Qué bueno que lo estés disfrutando.
Un abrazo.

AleP (Alejandra Click) dijo...

Vane, sí, recuerdo esa emoción de votar! Excelente que votaste... Siempre me queda la duda de si los votos son propiamente enviados, pero igual creo que es bueno ir a votar. Qué piensas tú? sabes algo de eso de los votos del exterior?
Y bueno, agarra el primer avión para acá! Por aquí te espero para tomarnos un café.
Un saludo!